Dormir bien mejora tu sistema inmunológico

En los tiempos que vivimos, tener un buen sistema inmunológico es básico para tener una buena salud y uno de los mejores consejos es tener buenos periodos de sueño.

Las ventajas de dormir tranquilo

Todos sabemos que el sueño es importante, y que hay consecuencias por no tener suficiente.

Pero perderse las siete o nueve horas recomendadas de sueño cada noche hace más que hacer que te sientas grogui y malhumorado.

Desde el aumento de peso hasta los ojos inyectados en sangre y la posible insuficiencia cardíaca, hay más conexión entre el sueño y la salud de lo que se imagina.

Dormir fortalece nuestro sistema inmunológico contra virus -

Las afectaciones del sueño en nuestras defensas

El sueño y el sistema inmunológico están intrínsecamente relacionados.

Aunque el sueño adicional no evitará necesariamente que se enferme, escatimar constantemente el sueño puede afectar inesperadamente a su sistema inmunológico, dejándole susceptible a un resfriado fuerte o a un caso de gripe.

Para mantenerse saludable y evitar la COVID-19 , necesita entender cómo mejorar su sistema inmunológico a través del sueño.

La mayoría de los adultos deberían dormir al menos siete horas por noche para evitar poner en riesgo su salud, pero cada individuo es único.

Aunque hay muchos métodos para mejorar el sistema inmunológico, el sueño es uno de los más efectivos.

Dormir bien nos hace más resistentes frente a las infecciones

Formas de dormir mejor

Menos citoquinas

Las citoquinas son un tipo de proteína que se dirige a la infección e inflamación, creando efectivamente una respuesta inmune.

Esta proteína se produce y se libera en todo el cuerpo mientras duermes, lo que significa que sin dormir lo suficiente, no estarás produciendo suficientes citoquinas para combatir los virus que te enferman.

Además, la privación crónica de sueño puede hacer que la vacuna contra la gripe sea menos eficaz al reducir la capacidad del cuerpo para responder con anticuerpos.

Células T menos eficaces

Las células T (linfocitos T) son uno de los componentes más importantes del sistema inmunológico adaptativo.

Es una célula especializada que elimina los patógenos impidiendo su crecimiento.

Esta “célula T asesina” ataca y mata a las células huéspedes infectadas. Cuando no duermes lo suficiente, hay un aumento en el nivel de hormonas del estrés y moléculas pro-inflamatorias en tu cuerpo.

Disminuir la creación de memoria del sistema inmunológico

Se ha demostrado que el sueño aumenta la capacidad del cerebro para almacenar recuerdos.

Ahora, se ha probado que tu sistema inmunológico almacena la memoria cuando duermes, también.

Las hormonas secretadas por el sistema endocrino durante el sueño cementan una memoria inmunológica.

La memoria inmunológica es cuando el sistema inmunológico reconoce un antígeno que ha visto antes y es capaz de iniciar la respuesta inmunológica apropiada.

Cuanto más rápido su cuerpo recuerde los antígenos, menos probable es que sienta los síntomas.

Cuando usted duerme, las células que presentan los antígenos pasan información a las células T, lo que es clave para la creación de la memoria inmunológica y la respuesta de su sistema inmunológico adaptable.

Para lograr un buen descanso puede optar por alimentarse mejor, hacer ejercicio o incluso cambiar de colchón pues es una pieza importante de nuestro descanso.

El tener un colchón de calidad es necesario para lograr sueños profundos que ayuden a nuestro sistema inmunológico.

Así que ahora ya lo sabes, comienza a mejorar tu sistema de defensas a través de tener un buen sueño y logra una salud optima.

 

Conoce más sobre noticias del hogar aquí.